Sector Público

Salud recomienda no subestimar los síntomas leves de COVID-19

/Ministerio de Salud de la Nación/

Aunque en ocasiones la enfermedad no impida continuar con las actividades habituales, es necesario contactar al sistema de salud ante síntomas como fiebre, tos, dolor de garganta, dificultad para respirar y pérdida del gusto y olfato.

 


“Es importante que las personas que tengan síntomas que no las hagan quedarse en la cama o que no sientan que son de relevancia, no los subestimen”, advirtió la secretaria de Acceso a la Salud, Carla Vizzotti, durante el reporte diario sobre el nuevo coronavirus. “Tener fiebre, dolor de garganta, tos, falta de aire, pérdida del olfato o del gusto, son motivos suficientes para contactar al sistema de salud”, añadió.

La secretaria indicó que esto no es sólo importante para recibir la atención necesaria, sino también para minimizar la propagación del virus SARS-CoV-2 en la comunidad y sobre todo, para no contagiar a quienes tienen factores de riesgos que, en caso de contraer la enfermedad, pueden sufrir complicaciones y fallecer. “La edad de las personas que son confirmadas diariamente es de alrededor de los 40 años y la de los que fallecen, de más de 70 o con alguna condición de riesgo”, explicó.

En este sentido, recordó que la estrategia argentina desde el primer día fue la detección y el aislamiento para minimizar la transmisión “de un virus que no tiene vacuna ni tratamiento efectivo demostrado y que se trasmite de manera muy facial de persona a persona”.

También señaló que, con el progreso de la epidemia en el país, se fue ampliando la definición de caso sospechoso para que el sistema de vigilancia se vuelva más sensible y en función de la dinámica de transmisión del virus en contextos de encierro, barrios populares, instituciones cerradas, comunidades originarias, como así también de la situación de las personas en situación de calle y del personal de salud. “Cada uno de esos grupos -agregó-tiene una definición especial de contacto estrecho. Se busca trabajar en detección precoz, testeo y aislamiento”.

Cabe destacar que ayer 14 provincias no notificaron casos y que Santiago del Estero y San Juan se sumaron a San Luis, La Pampa y La Rioja, en el grupo de las jurisdicciones que no tienen casos desde hace más de 14 días. Además, Catamarca y Formosa siguen sin casos. Según Vizzotti: “Esto muestra el dinamismo y que el trabajo sostenido de las jurisdicciones hace que pasen los días sin confirmar casos y que la vigilancia sensible logra detectar en forma precoz algún caso para generar las acciones de control”.

En cuanto a los datos epidemiológicos consolidados a nivel nacional de COVID-19, el subsecretario de Estrategias Sanitarias, Alejandro Costa, informó que son 17.415 los casos confirmados y 560 los fallecidos por lo que la tasa de letalidad es del 3,2 por ciento. Además, hay 271 personas internadas en terapia intensiva (en su mayoría en CABA, provincia de Buenos Aires y Chaco) y 5.709 recuperadas. La cantidad de tests realizados por PCR son 167.799 y el porcentaje de positividad promedio es de 12,54 %.

Día Nacional del Bombero Voluntario

En honor al Día Nacional del Bombero Voluntario y como una forma de reconocimiento al compromiso y trabajo diario, hoy en el reporte diario sobre el nuevo coronavirus, participó el comandante Juan Carlos De Luca de Bomberos Voluntarios de La Boca quien explicó el protocolo estricto que tienen en el escuadrón en el contexto de la pandemia.

Con una dotación de 90 personas y 4 guardias de 24 horas, 9 bomberos y un oficial a cargo, están atentos a salir a prestar ayuda. Son los únicos que pueden ingresar al cuartel, tras medirse la fiebre, pulverizarse con alcohol, lavarse las manos y cambiar la ropa de calle por el uniforme. Para las intervenciones utilizan protección facial y ocular, barbijos N95 y guantes de nitrilo y además cuentan con ducha de descontaminación.

El comandante también hizo mención a la historia y nacimiento de los Bomberos Voluntarios de La Boca, el 2 de junio de 1884 cuando los caminos eran tierra y “los móviles, carretas tiradas por caballos”.

Los incendios se hacían cada vez más frecuentes en la zona de los conventillos, hasta que Tomás Liberti junto con otros vecinos genoveses de La Boca decidieron formar el primer cuerpo de bomberos voluntarios. “A partir de ahí comienza la historia, y hoy somos 44.000 bomberos y 1.000 cuerpos en todo el país”, concluyó De Luca.

Categorías:Sector Público

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s