Entidades

Pedro Cahn: “La clave para frenar la pandemia es el diagnóstico oportuno”

/FEMECON/


Así se refirió el infectólogo Pedro Cahn, miembro del comité de expertos que asesora al gobierno, durante el encuentro “Situación actual por Covid-19 en Argentina”, organizado por Ceprofar -Centro de profesionales farmacéuticos argentinos-.

img_200804b

“Hay que testear con inteligencia. Al principio de la epidemia el 90% daba negativo. En este momento la tasa de positividad es del 35%. Eso indica que tenemos que testear más, los casos sospechosos y los contactos estrechos”, agregó y advirtió que “es importante no confiarse. Los asintomáticos juegan un rol en en la trasmisión, no sabemos exactamente cuál”.

Cahn habló también del rol del farmacéutico en la orientación cuando alguien se acerca a pedir un tratamiento por fiebre o tos. Allí el profesional puede decir que lo que se necesita es una consulta, porque puede ser un caso de Covid. “Es muy importante que el farmacéutico oriente, y le diga también al paciente que vaya haciendo una lista de las personas con las que tuvo contacto en las últimas 48 hs., porque es necesario testear y detectar también, ante un caso positivo, a la mayor cantidad de personas posibles entre los contactos estrechos para poder frenar esta situación”, explicó el profesional, quien subrayó la necesidad de no desestimar ningún síntoma.

“Hoy el 95% de los virus que se detectan en el sistema ANLIS – Malbrán son coronavirus, solo el 5% restante se reparte entre virus sincitial respiratorio, rinovirus, adenovirus y otros”, sostuvo.

También habló de la proximidad, la intensidad y el tiempo como las tres claves de la transmisión y sostuvo que hay que evitar “eventos de super contagio, donde se produce una situación que dura en el tiempo, tiene intensidad y proximidad. Mateadas, fiestas, babyshower. sobre todo en invierno porque se hace en lugares cerrados”, aunque aclaró que no todas las actividades tienen el mismo nivel de riesgo.

 

Contactos estrechos y sintomatología

Cahn se refirió, entre otras cosas, a la definición de contacto estrecho que es necesaria tener en cuenta: “toda persona que haya proporcionado cuidados a un caso confirmado mientras el caso presentaba síntomas y que no hayan utilizado las medidas de protección adecuadas”, subrayó el especialista, refiriéndose a lo advertido por las autoridades sanitarias nacionales y destacó que también abarca a “cualquier persona que haya permanecido a una distancia menor a dos metros con un caso confirmado mientras el caso presentaba síntomas, durante al menos 15 minutos”.

En cuanto a los barrios populares, los pueblos originarios, las instituciones cerradas o de internación prolongada, el contacto estrecho está definido por toda persona que comparta habitación, baño o cocina con casos confirmados de Covid-19, toda persona que concurra a centros comunitarios y haya mantenido estrecha proximidad con un caso confirmado mientras el caso presentaba síntomas, siempre teniendo en cuenta haber estado a menos de dos metros de distancia y por más de un cuarto de hora.

Cahn aprovechó la oportunidad para volver a hacer hincapié en las manifestaciones clínicas, que son las siguientes:

-Fiebre (88%), que puede estar ausente o con febrícula al inicio del cuadro.

-Astenia (38%).

-Disnea (18,5%) que aparece alrededor del quinto al séptimo día.

-Mioartralgias (15%)

-Odinofagia (14%)

-Náuseas y vómitos (5%)

-Diarrea

 

 

Conclusiones

Pedro Cahn también habló de las condiciones necesarias para salir de la cuarentena, según las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud. Para pasar de la etapa de mitigación hacia una salida progresiva, es necesario tener transmisión “controlada”, un sistema de salud reforzado, riesgos bajo control en el equipo de salud salud, medidas preventivas en los lugares que reinician las actividades, evitar los casos importados y contar principalmente, con información, compromiso y empoderamiento comunitario.

Como conclusiones, Cahn señaló que “estamos ante un desafío sin precedentes a escala global, con un futuro incierto”, donde la alta transmisibilidad y la ausencia de memoria inmunológica hace que sea tan difícil de controlar. “Sabemos que es una infección viral de respuesta inflamatoria con un amplio espectro clínico, que requiera de una necesidad extrema de recursos técnicos y humanos”. Hasta el momento hay múltiples tratamientos en estudio y no hay duda que esta enfermedad provoca “un grave impacto económico y social”.

“Estamos frente a nuevos desafíos que requieren cooperación y solidaridad a escala local y global”, concluyó.

 

 

Por María José Ralli

Categorías:Entidades

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s