Sector Público

Tras la acción de la OMS, el organismo estima que más de 3 mil millones de personas estarán protegidas de las grasas trans

/Difusión Organización Mundial de la Salud/


Aunque 11 de los 15 países con el mayor número de muertes por cardiopatías coronarias a causa de las grasas trans todavía no han adoptado medida alguna para eliminarlas  

Dos años después de que la Organización Mundial de la Salud (OMS) pusiera en marcha su ambiciosa iniciativa de eliminar del suministro mundial de alimentos las grasas trans de producción industrial, la Organización informa de que hasta la fecha 58 países han introducido legislación que protegerá a 3200 millones de personas de esas sustancias nocivas para finales de 2021. Con todo, más de 100 países todavía tienen pendiente la adopción de medidas para eliminar de su suministro de alimentos esas sustancias nocivas. 

Se estima que el consumo de grasas trans de producción industrial provoca unas 500 000 muertes anuales por cardiopatías coronarias. 

«En un momento en que el mundo entero se enfrenta a la pandemia de COVID-19, debemos hacer todo lo que podamos para proteger la salud de las personas. Ello incluye la adopción de todas las medidas posibles para prevenir las enfermedades no transmisibles que pueden hacer que las personas sean más susceptibles al coronavirus y provocar muertes prematuras », señaló el Director General de la OMS, Dr. Tedros Adhanom Ghebreyesus. «Nuestro objetivo de eliminar las grasas trans para 2023 no debe demorarse». 

Quince países registran aproximadamente dos tercios de las muertes de todo el mundo vinculadas a la ingesta de grasas trans, de los que cuatro (Canadá, Eslovenia, Estados Unidos de América y Letonia) vienen aplicando desde 2017 normativas que se ajustan a las prácticas óptimas recomendadas por la OMS, bien estableciendo para las grasas trans de producción industrial límites obligatorios del 2% en el contenido de aceites y grasas de todos los alimentos o prohibiendo los aceites parcialmente hidrogenados. 

Los 11 países restantes (Azerbaiyán, Bangladesh, Bhután, Ecuador, Egipto, India, Irán, México, Nepal, Pakistán y República de Corea) todavía tienen pendiente la adopción de medidas urgentes. 

En el informe se ponen de relieve dos tendencias alentadoras. Primero, cuando los países toman medidas, adoptan mayoritariamente normativas basadas en las prácticas óptimas, descartando medidas menos restrictivas. Las nuevas normativas aprobadas o introducidas en el última año en el Brasil, Turquía y Nigeria cumplen en todos los casos los criterios de la OMS aplicables a las prácticas óptimas. Otros países, como la India, que habían aplicado previamente medidas menos restrictivas, están en proceso de actualizar sus políticas para ajustarlas a las prácticas óptimas. 

En segundo lugar, cada vez se recurre más a reglamentos de ámbito regional en los que se establecen normas para varios países, lo que se están erigiendo en una estrategia prometedora para acelerar los progresos hacia la eliminación de las grasas trans para 2023. En 2019, la Unión Europea aprobó una normativa basada en las prácticas óptimas, y los 35 países que integran la Región de las Américas de la OMS/Organización Panamericana de la Salud aprobaron por unanimidad un plan de acción regional para eliminar a más tardar en 2025 las grasas trans de producción industrial. En conjunto, esas dos iniciativas regionales pueden proteger en más de 50 países a otros 1000 millones de personas que no estaban previamente protegidas por los reglamentos contra las grasas trans. 

«Con la crisis económica mundial, los países buscan más que nunca las mejores inversiones en materia de salud pública», comentó el Dr. Tom Frieden, Presidente y Director Ejecutivo de Resolve to Save Lives. «Lograr que los alimentos no contengan grasas trans, salva vidas y ahorra dinero, y al prevenir los ataques cardíacos, se reduce la carga sobre los centros de atención de salud». 

Pese a los progresos alentadores, persisten importantes disparidades en la cobertura normativa según la región y el nivel de ingreso de los países. Hasta la fecha, la mayoría de las medidas normativas, incluidas las aprobadas en 2019 y 2020, se han adoptado en los países de ingreso alto y en la Regiones de la OMS de las Américas y Europa. Se han adoptado políticas que se ajustan a las prácticas óptimas en siete países de ingreso medio alto y 33 países de ingreso alto; de momento ningún país de ingreso bajo o de ingreso mediano bajo ha seguido el ejemplo. 

Nota para los redactores: 

Las grasas trans de producción industrial se encuentran en grasas vegetales solidificadas, como la margarina y el ghee, y están con frecuencia presentes en aperitivos y alimentos horneados y fritos. A menudo los fabricantes las utilizan porque se conservan durante más tiempo y son más baratas que otras grasas. Ahora bien, existen alternativas más saludables que no afectan al sabor ni al costo de los alimentos. 

La OMS recomienda que la ingesta de grasas trans se limite a menos del 1% de la ingesta calórica total, lo que se traduce en menos de 2,2 g/día en un régimen alimentario de 2000 calorías. A fin de que para 2023 las grasas trans de producción industrial hayan dejado de utilizarse, la OMS recomienda que los países:

  • elaboren y apliquen políticas basadas en las mejores prácticas a fin de establecer para las grasas trans de producción industrial límites obligatorios del 2% en el contenido de aceites y grasas de todos los alimentos o que prohíban los aceites parcialmente hidrogenados.
  • inviertan en mecanismos de seguimiento, por ejemplo: capacidad de laboratorio para medir y controlar el contenido de grasas trans en los alimentos; y
  • promuevan reglamentos regionales o subregionales con el fin de expandir los beneficios de las políticas sobre las grasas trans. 

Este informe se presenta durante la Semana Mundial 2020 de Acción contra las Enfermedades No transmisibles, del 7 al 13 de septiembre. El lema de este año es la rendición de cuentas, con el fin de garantizar que los compromisos asumidos por los gobiernos, las instancias normativas, las industrias, los sectores académicos y la sociedad civil, sean una realidad. 

Acerca de la OMS

La Organización Mundial de la Salud ejerce el liderazgo mundial en materia de salud pública dentro del sistema de las Naciones Unidas. Fundada en 1948, la OMS trabaja con 194 Estados Miembros, en seis regiones y desde más de 150 oficinas, para promover la salud, preservar la seguridad mundial y servir a las poblaciones vulnerables. Nuestro objetivo para 2019-2023 es garantizar que mil millones más de personas tengan cobertura sanitaria universal, proteger a mil millones más de personas de las emergencias sanitarias y proporcionar a otros mil millones de personas mejor salud y bienestar.

Para obtener información actualizada sobre la COVID-19 y consejos de salud pública para protegerse del virus que la causa, visite www.who.int/es y siga a la OMS en TwitterFacebookInstagramLinkedInTikTokPinterestSnapchat y YouTube

Acerca de Resolve to Save Lives

Resolve to Save Lives, una iniciativa de la organización de salud mundial Vital Strategies, se centra en prevenir muertes debidas a enfermedades cardiovasculares y en prevenir epidemias. Resolve to Save Lives está financiada por Bloomberg Philanthropies, la Fundación Bill y Melinda Gates y Gates Philanthropy Partners, que recibe fondos de la Fundación Chan Zuckerberg. La organización está dirigida por el Dr. Tom Frieden, antiguo director de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos. Si desea más información, visite: https://www.resolvetosavelives.org o en Twitter @ResolveTSL y @DrTomFrieden

Acerca de Vital Strategies

Vital Strategies es una organización de salud mundial que tiene el convencimiento de que todas las personas deberían estar protegidas por un sistema de salud pública sólido. Colaboramos con gobiernos y la sociedad civil en 73 países con el fin de concebir y poner en marcha estrategias de base científica para hacer frente a los problemas de salud pública más acuciantes. Nuestro objetivo es procurar que los gobiernos adopten lo más rápidamente posible intervenciones prometedoras a escala. Si desea más información, visite http://www.vitalstrategies.org o en Twitter @VitalStrat.

Categorías:Sector Público

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s